June 20, 2024

(Foto: Agencias) 

LAS VEGAS (Agencias) — El dueño de los Raiders de Las Vegas Mark Davis llamó a la nueva casa de su equipo la “Estrella de la Muerte” en el 2020 —y el nombre se quedó.

El Estadio Allegiant, con su fachada negra, realmente se asemeja a la estación espacial de las películas de Star Wars y que es capaz de destruir planetas.

El futurista estadio será el escenario principal el 11 de febrero cuando los Chiefs de Kansas City y los 49ers de San Francisco se enfrenten en el primer Super Bowl en Las Vegas.

Debido a que los Raiders insisten en jugar en césped, incluso en el domo, el campo está casi siempre afuera con los rayos del sol y lo enrollan y traen dentro para los partidos. El estadio de los Cardinals de Arizona, anterior sede del Super Bowl, usa un sistema de transferencia similar.

La NFL asume la labor de mantenimiento del campo antes del Super Bowl y la superficie es monitoreada de cerca. Nadie quiere que se repita lo sucedido el año pasado en Glendale cuando los jugadores se resbalaron en el césped en el Super Bowl que los Chiefs ganaron por 38-35 ante los Eagles de Filadelfia.

“Esta superficie ha sido nutrido desde que se plantó el césped hasta el Super Bowl”, indicó Jeff Miller, vicepresidente de comunicaciones de la NFL. “Su mantenimiento se lleva a cabo con una serie de herramientas y métricas… Nuestro experto en manejo del campo ha estado sobre esto por semanas y ha visitado el campo frecuentemente y lo hará en las próximas dos semanas en anticipación al juego”.

El anterior jardinero de la NFL George Toma criticó el mantenimiento del campo el año pasado, pero expresó confianza en el nuevo director Nick Pappas.

“Lo verán ahora en Las Vegas, tendrán el mejor campo de la historia”, advirtió Toma.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *